Aceptar
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y ofrecer contenidos y servicios de interés.
Al continuar con la navegación, entendemos que se acepta nuestra política de cookies.

   Playas

 

La playa de El Arbeyal (500 metros) es la playa más occidental de Gijón. Se extiende entre la Punta de Otero y la Punta de Coroña. Su situación entre el Puerto de El Musel y los astilleros, así como el hecho de que en ella desembocaron durante mucho tiempo las aguas residuales de La Calzada y Jove hizo que sufriera una degradación importante. En 1995 se procedió a su regeneración con aportes externos de arena, lo que unido al saneamiento de esa parte de la ciudad permitió su utilización con fines recreativos y zona de baño.

La playa de Poniente, (800 metros) también conocida antes de su recuperación como playa del Natahoyo y Arenal de Pando, sufrió al igual que la de El Arbeyal una importante degradación por la construcción de astilleros y otras actividades. Ha sido regenerada en los años 90 con aportes externos de arena y se encuentra protegida por dos espigones que conservan la arena permanentemente seca. 

La playa de San Lorenzo (1.250 metros). Se extiende desde la iglesia de San Pedro hasta la desembocadura del río Piles en el extremo oriental del antiguo tómbolo originado a sotavento del Cerro de Santa Catalina. Su tamaño natural se ha visto reducido a consecuencia del desarrollo urbanístico y la construcción del “Muro”. Su parte más oriental fue en su día un amplio arenal con dunas, donde ahora se asienta el barrio de la Arena y contaba con una zona de marismas originadas en la desembocadura del río Piles. La superficie de arena es muy variable entre la pleamar y la bajamar.

En su parte oriental, al otro lado del río Piles la playa arenosa se continúa con un extenso pedrero en el que se intercalan algunas pequeñas playas de cantos como Los Mayanes o ría de VahonesLes Caseríes y El Rinconín o Cervigón hasta llegar a la Punta de Rosario Acuña.

La playa de Peñarrubia (550 metros) se encuentra en la base de un acantilado de rocas jurásicas con un importante interés geológico. Está delimitada al este por la Punta de San Lorenzo de unos 90 metros de altura. En marea baja, el acantilado de la parte este con su pedrero constituye un conjunto de gran interés paisajístico/visual.

El tramo de costa que sigue comprende las playas de Serín-La Cagonera (425 metros), Estaño (300 metros) y La Ñora en Villaviciosa. Forman parte de un conjunto más amplio, de unos 19 km de longitud, de “yacimientos de icnitas de dinosaurios de Asturias”.  Comprenden todo el sector costero desde la playa de Serín en Gijón hasta Ribadesella y ha sido declarado Monumento Natural por Decreto del Principado de Asturias 45/2001.